GOZAR DE “LAS HORAS CRUELES”

0
1291

Con la efervescencia de la novela negra de los últimos años, siempre es difícil separar el grano de la paja. O no. Marto Pariente siempre ha sido sinónimo de calidad desde el conocimiento y el trabajo en un género que realmente le apasiona. Y eso se nota en sus obras: en el argumento, en la creación de los personajes, en el estilo narrativo, en la estructura…; todo elaborado con suma precisión para que el lector disfrute desde la primera a la última página, para que no decaiga la atención ni un solo instante, para saborear y participar de este género como si estuviésemos ahí dentro.

Las Horas Crueles. Marto Pariente. Espasa 2023

Pero vayamos por partes, hagámosle la autopsia al cuerpo de esta novela para así revelar la causa de su excelencia narrativa.

“Las horas crueles” nos cuenta una historia desgarradora, la de unos niños desaparecidos y la de un padre condenado por asesinarlos y hacer desaparecer sus cuerpos. Pero, como debe ser, nada es lo que parece. Constanza desapariciones, una institución privada dedicada a la búsqueda de personas, contrata a Frank, un ex policía, para que busque a los hijos de Tomás Moreda, también llamado el Monstruo de la Tejera Negra, bosque donde supuestamente este padre se deshizo de los niños. No estará solo en esta búsqueda, tendrá gente a su lado y gente en contra, en una travesía que transcurrirá por lo más oscuro de la sierra norte de Guadalajara y por lo más oscuro de la naturaleza humana.

Es sin duda una novela de personajes muy bien construidos. El protagonista es un ex policía con secretos del pasado, que se nos irán desvelando en pequeñas dosis, que se hará acompañar de una investigadora joven, diferente, con una dura mochila emocional y que, sin embargo, es el elemento positivo que suaviza el ambiente siempre cargado de la historia. Frank también cuenta de su lado con un maravilloso Méndez, aún en activo dentro de la policía, ese secundario al que todos querríamos tener cerca en los momentos difíciles, leal hasta la muerte. Del otro lado también encontraremos sujetos dignos del mejor antagonista: gánsteres exquisitos, pueblerinos extraños y, sobre todo a la encarnación del mal, Samael. ¿Quién es Samael? Samael somos todos. En definitiva, una serie de personajes construidos desde sus propias historias, desde las emociones que sienten y desprenden, desde la empatía absoluta de que aquel que se acerque a conocerlos.

Marto Pariente

El estilo narrativo de Marto Pariente entronca con la identidad propia de la novela negra más genuina, aquella con la que empezaron a deleitarnos los tradicionales padres de este género, con frases cortas, directas, donde incluso el verbo es omitido cuando no resulta imprescindible. Directo al corazón. Directo a la yugular. Acción, acción y más acción en un ambiente que el autor nos describe de forma magistral para imbuirnos en los días lluviosos de los profundos bosques de la Tejera Negra y en la soledad urbana sembrada de polígonos industriales.

Y si hay algo que puede garantizar la calidad y el éxito de una novela es precisamente aquello que no se ve, que el lector habitualmente no detecta, aquello que da forma a la historia para que se desarrolle de la forma más adecuada: la estructura, ese esqueleto sobre el que se construye el cuerpo y poder así disfrutar de las bondades de la vida. Y el esqueleto de “Las horas crueles” está cuidado con mimo, una estructura de El viaje del héroe que va siguiendo sus pasos con febril dedicación y disciplina para que el cuerpo alcance su máximo esplendor. Y ahí vemos la llamada a nuestro protagonista, y a un mentor como Abraham Constanza; unos aliados para su travesía, unos enemigos crueles y un fin: averiguar la verdad que no quiere ser conocida. Y para ello librará sus batallas en clara ascendencia hacia la lucha final, una lucha en la que siempre perdemos algo pero de la que obtenemos una recompensa más allá de lo material, el triunfo del bien sobre el mal, el regreso a una vida en la que ya no somos los mismos, en la que podemos seguir adelante.

En definitiva, una novela que nos hará sentir, sufrir, perder el aliento y volver a respirar. “Las horas crueles” tiene, sin duda, todo aquello que deseamos cuando decidimos adentrarnos en la aventura de leer una nueva novela.

© Juan Carlos Rodríguez Torres. Noviembre 2023. Todos los derechos reservados.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí